domingo, 3 de junio de 2012

sábado, 2 de junio de 2012

MUERTE DEL REY FERNANDO QUE REGALÓ A CÁRTAMA LA IMAGEN DE LA VIRGEN DE LOS REMEDIOS (ENTONCES DE LOS REYES) EN ABRIL DE 1.482



****


Mañana 3 de junio de 2.012,  se traslada nuestra patrona La Virgen de Los Remedios a su Santuario serrano y, al hilo de ello,  bueno es recordad uno de los hitos más significados de la historia de Cártama: El advenimiento, cuando se cumple de ello 527 años, de la imagen de nuestra Patrona, hasta abril de 1.579 Virgen de los Reyes, llamada así porque  fue donada por los propios Reyes Católicos, y era la que llevaban en su tienda de campaña, y, quizás, la que llevaba la reina en el arzón de su silla durante las batallas con los moros.

***

El Rey don Fernando, que vemos en la fotografía en los últimos momento de su vida el 23 de enero de 1.516,  se desplazó de Coín a Cártama en abril de 1,485, para  dirigir la lucha contra la guarnición mora, logrando, al saber  los moros  de su presencia, la rendición de la Fortaleza  de inmediato, ya que,  la Medina,  había sido tomada antes al asalto por las huestes del Maestre de Santiago 

***

El Rey, tras celebrar Consejo en la Alcazaba del Castillo para diseñar la toma de Málaga, dio orden de adaptar el oratorio árabe, hoy Ermita, para el culto cristiano, y, después, estuvo en la solemne procesión de implantación de "su"  Virgen como Patrona de Cártama en su, a partir de esa fecha, Ermita. Fueron miles de soldados, repobladores, trompetería, Obispos, Cardenales, entre ellos Fernando de Talavera, después Obispo de Granada en conde murió atendiendo a los enfermos de una epidemia de peste. 

Me complace compartir con mis lectores estos datos históricos que constituyen una página más de la grandiosa historia de nuestro pueblo. Grandiosa historia, sin lugar a dudas.

viernes, 1 de junio de 2012

MANTO DEL AGUA DE LA VIRGEN DE 1.837

Hasta finales de los años cuarenta del pasado siglo, cuando las habituales sequías azotaban los campos de labranzas desde la otoñada hasta octubre del año siguiente, y a veces ni "se ponían eras" de trilla porque no habían crecido las sementeras, agostadas por la sequía, era costumbre consuetudinaria el sacar la imagen de la Virgen de Los Remedios al patio de entrada de su Ermita y, asomarla cara a los campos mientras se elevaban preces por el pueblo allí reunido. 

Desde el año 1.837, para tal rogativa  se le ponía el llamado "manto del agua", que de esa  fecha en adelante fue uno verde con el que  permanecía vestida hasta que llovía, cuyo origen es el que se detalla en el documento arriba insertado.